jueves, 4 de junio de 2009

Un poema de Neruda


Tengo debilidad por la poesía, desde muy pequeña.

Casi todos los poetas del libro de literatura del instituto estaban subrayados: Celaya, Neruda, Blas de Otero, Rubén Dario y sobre todo Luis Cernuda, con su poema Donde habite el olvido, que emociona cada vez que lo leo, de una manera indescriptible.


De mayor, he descubierto otros (y otras poetas) que me hacen vibrar igualmente.

Este que os dejo aquí, es un soneto de Neruda. Soneto LXIX -69 para los/las que no controlen lo números romanos, nada de bromitas eh-.


Y una canción de Camille, Assise.


Soneto LXIX

Tal vez no ser es ser sin que tú seas,
sin que vayas cortando el mediodía
como una flor azul, sin que camines
más tarde por la niebla y los ladrillos,


sin esa luz que llevas en la mano
que tal vez otros no verán dorada,
que tal vez nadie supo que crecía
como el origen rojo de la rosa,


sin que seas, en fin, sin que vinieras
brusca, incitante, a conocer mi vida,
ráfaga de rosal, trigo del viento,


y desde entonces soy porque tú eres,
y desde entonces eres, soy y somos,
y por amor seré, serás, seremos.



6 comentarios:

  1. lo q ambas formamos es simplemente maravilloso
    ;)

    ResponderEliminar
  2. hay que andarse con ojo con la poesía, hay mucha basura por ahí..

    ResponderEliminar
  3. Toa. No tengo mas que añadir, maravilloso es cierto.

    Jordim. Totalmente de acuerdo, hay mucha mala poesía y mucho poeta que se cree dios. Pero... también hay escritores/as que escriben de una forma inigulable. No te gusta Neruda?.

    ResponderEliminar
  4. ay qué bonito! y que tonta me puesto, jo!

    ;)

    ResponderEliminar
  5. Jei. es que neruda es muy grande y poema es para ponerse así como tontina, me alegra que te guste.

    La desgraciá. Soy bien? mmmm vale. gracias por pasarte.

    ResponderEliminar