viernes, 5 de noviembre de 2010

Hopper visto desde Toatoa

Otra mini, esta vez de Toatoa. Muy bien escrita, con un aire algo triste, la autora ve en esta noche veraniega, una crisis de pareja poco habitual.

- Llevo tiempo pensando en lo nuestro. -dijo Mary, echándose hacia atrás el cabello y dejando al descubierto sus hombros desnudos.

- ¿Y a qué conclusión has llegado? .- Bill se mostraba impaciente y temeroso, pues conocía de sobra la respuesta.

- Tenemos que ser sinceros, tenemos que decirles a todos que nuestro matrimonio es una farsa.

- ¡No podemos hacer eso!... a mí me matarán y a ti te violarán, ¿eres consciente de ello?

- Sí lo soy, pero no puedo soportarlo más, Bill. - dijo Mary sollozando, para después esconcder el rostro bajo las manos y ocultar así las lágrimas.

- ¿Y crees que para mí es fácil? No, Mary, no lo es. Cada día quiero gritar por todos los lugares del mundo que amo a Martin, que deseo estar con él, despertarme cada día a su lado... pero ¿qué dirían en la finca donde trabajo? ¿qué me harían el capataz y sus ayudantes si se enterasen de mis verdaderos sentimientos? Hace unos meses esta gentuza mataron de una paliza a un chaval por ser como yo. Así es que, para bien o para mal, nuestro matrimonio nos protege.

- ¿Nos protege de qué? En realidad, nos hace muy desgraciados. Tú por Martin y yo por Loren.

- ¡Pues ya lo tengo! ¡Que se casen!


3 comentarios:

  1. En realidad creo, que es una solución que mucha gente busca, o encuentra.

    ResponderEliminar
  2. Claro,que los case el papa... ay que joerse, que vamos pa atrás como los cangrejos.

    Un beso.

    ResponderEliminar