martes, 7 de enero de 2014

Costumbres

Supongo que parte de nuestra vida y entorno son las costumbres. En mi caso si, así es. En estos rápidos días que vivo, algunas cosas las hago por costumbre. Y un día no hace mucho, he dejado de hacer algunas de ellas, las que he considerado innecesarias o que hacía por inercia y el resultado ha sido cuanto menos sorprendente.
Cuando alguien se acostumbra a tu comportamiento y lo cambias, el efecto es curioso. A veces enfados o exigencias, como si tu comportamiento no fuera tuyo, sino suyo y necesitaras permiso para cambiar. 

Es denso lo que explico, lo sé.

Como dice una amiga mía "estoy de vacaciones de mi vida"